Hipersónica

Nos hemos vuelto comerciales

Blur en concierto en el Civic Hall (Wolverhampton, 06-08-2012): cumpliendo un sueño

“Albarn” src=”http://img.hipersonica.com/2012/08/damon-albarn-blur-gig.jpg” class=”centro” /> Foto: XoxoHell. Concierto en Margate el 1 de agosto.

Blur no iban a volver a juntarse nunca más. Blur no iban a grabar un nuevo álbum. Los miembros de Blur pasaron página y se encuentran metidos en sus aventuras en solitario. También Rajoy nos iba a salvar. La realidad de los múltiples ceros ha traído a una banda de vuelta dejando atrás cualquier absurdo enfrentamiento entre personalidades artísticas tan activas como Albarn y Coxon. Blur han regresado y en directo lo han hecho a base de nostalgia que es lo que les ha generado los distintos ceros (espero que en el nuevo álbum sigan por donde lo dejaron). En escasos conciertos minoritarios, en localidades inglesas alejadas de los grandes núcleos urbanos, para que no se notase demasiado, pero han pasado por el aro igual que tantos otros.

Una previa fría

Como fan incondicional de Blur esta vez no me los iba a perder. Su regreso en Hyde Park en 2009 se me escapó por cómodo, pero la gira de “calentamiento” previa al cierre de los Juegos Olímpicos el próximo 12 de agosto de nuevo en Hyde Park, la cual les ha llevado por pequeñas localidades inglesas, además de una fecha en Dinamarca (en el festival Smukfest) y en Suecia (en el festival Way Out West), era mi oportunidad. Entradas para Wolverhampton conseguidas, me molaba el nombre de esta ciudad y su localización, además conocía a su equipo Wolves. 3.000 personas como aforo. Bien.

Sorpresa previa ante la poca tirada que Blur despertaba en los espectadores. Un concierto así de otro grupo en Madrid habría tenido una cola previa de gente esperando aburrida ante la absurda idea de que les iban a quitar su sitio desde casi el día previo. También es cierto que era el segundo día que Blur tocaba en esta ciudad cercana a Birmingham. A las 12 de la mañana no había ni 20 personas esperando. A las 16:00 la cola contaba con máximo 30 personas. Entre ellos, nosotros, que como tonto que soy los nervios pedían estar ahí por si acaso, pese a detestar hacer cola previa.

Las puertas abrieron antes de las 19:00, hora marcada, organización impecable. En ese momento tampoco había mucha gente esperando, entre 150 y 200 personas según datos independientes del instituto Urdaci. Esto podría ser trivial, que lo es, como toda crónica, pero a mí me llamó demasiado la atención porque esperaba un público impaciente por entrar.

Los grandes éxitos entre ingleses

“Coxon” src=”http://img.hipersonica.com/2012/08/graham-coxon-blur-gig.jpg” class=”centro” /> Foto: XoxoHell. Concierto en Margate el 1 de agosto.

Minutos antes de las 20:00 las ganas de que comenzase Blur eran máximas. Por contra, The Bots salieron como teloneros. Un dúo de adolescentes de Los Ángeles que se dedican a hacer Punk-Rock sumando el Blues Rock y el Garage de siempre como una banda en un local de ensayo. Con batería y guitarra, temas rápidos, estructuras conocidas por todos y una voz en segundo plano. Fin de esta primera parte.

A lo que íbamos. Suena ‘Girls & Boys‘ de comienzo y la locura se desata. Las primeras filas son una jungla. Logramos aguantar hasta mitad del concierto, cuando con ‘Parklife’ ya pedíamos oxígeno gratis porque eso no era un pogo ni era nada. Era una avalancha infernal difícil de soportar si andas pensando más en que salga viva tu novia que en cómo le queda la camiseta a Graham Coxon tras sus sesiones de gimnasio para esquivar el perfil de fideo de patio del colegio sin bocadillo.

Toda la escasa emoción que se vivió fuera del recinto se concentró en aquellas primeras filas. El resto del recinto también vivió el concierto de forma entregada, caldeando el ambiente y logrando ese estado de frenesí que me mola tanto al meterte en la situación.

Damon Albarn se dejó de su pose intelectual y de óperas mandarinas para enfundarse su polo de Fred Perry talla hermano pequeño y no paró en todo el concierto. Intercambió papeles a la guitarra o solo el micro, azuzando de buena gana al público. Voz en primer plano y banda detrás de él, con bastante diferencia lo cual no benefició en absoluto al bajo de Alex James que quedó atrapado entre la bola de sonido en la que Graham Coxon parecía estar feliz con unas guitarras distorsionadas, nada de la balada y guitarrita pop británica, la tralla dominó desde el inicio, a veces sin necesidad, quedando en el aíre cualquier matiz que sabía que no era el momento para pillar con lupa.

Parklife dominó en el repertorio, como no podía ser de otra manera. A las mencionadas se sumaron ‘Tracy Jacks‘ y ‘Jubilee’, abriendo el concierto con cuatro temas seguidos de su mejor álbum hasta la fecha. Nada de arriesgar. Y para el final más: ‘This Is a Low‘ casó muy bien en la primera despedida para tomar aíre y ‘End of a Century‘ hizo lo propio en los bises.

Blur sonaron correctos, lejos de su última época y más con el músculo de su época intermedia en la que llegaron al gran público. Lo máximo fue ‘Caramel’ de 13, cuando a Albarn le dio el siroco de hacerse un Radiohead. De Think Tank solo sonó ‘Out of Time’. No era la noche para pedir otras sorpresas. Pero ‘Bugman’ tendría que haber caído, porque sí se adaptaba al repertorio. ‘B.L.U.R.E.M.I.’ también habría dado más locura a la noche. Al igual que olvidar ‘Crazy Beat’, ‘Ambulance’ o ‘Caravan’. Aunque mi sorpresa fue no escuchar ‘Charmless Man’, uno de los temas que levantan The Great Escape, del cual sí cayeron la facilona ‘Country House’ o ‘The Universal’.

Hipersónica vota un 8En la despedida Blur demostraron una variedad de temática bastante irónica. El gusto de Albarn por las letras simplistas estilo Orwell con ‘Under the Westway’, ‘End of a Century’, ‘For Tomorrow’ y ‘The Universal’. Un cierre en el que combinó una parte al piano, no obstante abrió con la generacional ‘Sing’ y despidió con todos entregados. Medios tempos efectistas a los que muchos hemos convertido en banda sonora en ciertos momentos.

Yo me lo pasé de lujo cumpliendo un sueño.

Setlist de Blur en el Civic Hall de Wolverhampton

* Girls & Boys
* London Loves
* Tracy Jacks
* Jubilee
* Beetlebum
* Coffee & TV
* Out of Time
* Young & Lovely
* Trimm Trabb
* Caramel
* Sunday Sunday
* Country House
* Parklife
* Colin Zeal
* The Puritan
* Popscene
* Advert
* Song 2
* No Distance Left to Run
* Tender
* This Is a Low
Bises:

* Sing
* Under The Westway
* Intermission
* End of a Century
* For Tomorrow
* The Universal

Extraído de Setlist.fm.

Fotos | XoxoHell (concierto en Margate el 1 de agosto más en su Flickr)
Más en Hipersónica | Blur – Modern Life Is Rubbish (1993): la búsqueda de un nuevo Pop
Más en Hipersónica | Blur – Leisure (1991): unos jóvenes británicos dispuestos a comerse el mundo