Hipersónica

Nos hemos vuelto comerciales

Twin Shadow – Confess: John Hughes que estás en los cielos

“Twin Shadow” src=”http://img.hipersonica.com/2012/09/twin-shadow-confess.jpg” class=”centro” />

Seguro que aún guardas fotos de todo aquello, mitómano. De cuando eras adolescente y te habría gustado ser el chico malo. En las películas a ellos siempre les hacían caso. Menos en las de John Hughes, en esas cualquiera tenía un hueco. Por aquel entonces, cuando casi todo lo que escribías tendía a lo triste o a lo trágico, nadie te hacia sonreír como John Hughes.

Memorabilia. Las fotos de los grupos, las chapas, incluso los mecheros. Una vez hasta te compraste un cenicero de Los Planetas. Pero, claro, eran los 90 y tenias que odiar los 80. Los ochenta estaban mal, eran el demonio. Eso sí, John Hughes molaba. Y por él se colaban rendijas de otras cosas que, qué coño, también molaban.

La New Wave, guitarrazos para todos los públicos. El synth-pop, a veces bailar y a la vez pensar en llorar. Eso sí, en público tampoco lo confesabas abiertamente.

Cada día, tenías nostalgia del día anterior y esa tarde todos cantaban para ti. Si había una voz apasionada, eras objetivo fácil. Y aunque te gustase lo ruidoso, la catarsis de lo ratonero (“¡música ratonera!”, gritaba mamá y tenía razón), luego te ponían un bajo trotón pero acaramelado, un sintetizador melancólico y ganchos melódicos por aquí y por allá y caías. Seguías buscando por las rendijas.

Y le dabas la vuelta a la cinta, y aunque te gustaban más las de 90 que las de 60, a veces había que pasar toda la otra cara porque lo que te apetecía era volver a escuchar aquel disco absolutamente radiable y lleno de canciones. Porque, ¡eh!, los discos que en las revistas ponían a parir los críticos eran buenos; el malvado noise opresor, el poderoso lobby grunge.

John Hughes tenía razón en eso: tenía razón en sus películas, siempre viste que allí estaba todo lo que necesitabas que te contasen. Pero también tenía razón en sus bandas sonoras y no sólo por las canciones que más fácil era que te gustasen. También por las que deberías odiar

John Hughes tenía razón en Lindsay Buckingham, en ‘If You Were Here‘, 16 velas de emoción; da reparo decirlo pero también en Billy Idol y su ‘Rebel Yell‘. En el puto Steve Ray Vaughan no sé si tenía razón, pero en la pizza mientras sonaba sí. En los Vapors, en ‘True‘. ¿En ‘True’? Dios, sí, también en esa canción. Karla DeVito, EG Daily, Wang Chung…

¿Se equivocaba John Hughes? No lo sabes tú, que me lees desde los 90 y estás muy perdido aún, pero tampoco lo sé yo; que alguien te diga ya que nunca te vas a encontrar del todo. No podía equivocarse con el Boogie de los geeks ni con inspirarse en el ‘Pretty In Pink‘ de Psychedelic Furs pero tampoco con el ‘If You Leave’, de OMD o con Rick Springfield o con BAD o con Yello.

“Hipersónica vota 6,8″ src=”http://img.hipersonica.com/2012/05/notashipersonica_seisochenta.jpg” class=”derecha_sinmarco” />O con cualquiera de esas canciones que te programaron para odiar y que quizás deberías hacerlo, pero no lo haces porque salen en una película suya. Te aseguro que Twin Shadow lo ha entendido bien (y esa primera mitad del disco es fabulosa).

John Hughes Tracklist

Twin Shadow – Confess tracklist

* 1 Golden Light
* 2 You Call Me On
* 3 Five Seconds
* 4 Run My Heart
* 5 The One
* 6 Beg for the Night
* 7 Patient
* 8 When the Movie’s Over
* 9 I Don’t Care
* 10 Be Mine Tonight
* 11 Mirror in the Dark