Hipersónica

Nos hemos vuelto comerciales

Light Bearer – Silver Tongue: ‘Perfecto eras en todos tus caminos desde el día en que fuiste creado hasta que se halló en ti maldad’

Los londinenses Light Bearer fueron una de las sorpresas más ‘agradables’ que el mundo del metal experimental nos trajo el pasado 2011. Con Lapsus lograron sorprender a gran parte de la prensa especializada gracias a una autodenominada propuesta de ‘Melodic Post Doom Metal, Post Rock y Ambient Atmosferic Drone’ en la que hay espacio de sobra para los sonidos más brutales y los más oníricos pasajes ambientales.

Este 2013 regresan con Silver Tongue, segundo capítulo de la serie ‘Æsahættr Tetralogy‘ compuesta por Lapsus, el que hoy nos ocupa y Magisterium y Lattermost Sword como episodios finales. En esta presentación de 2013 siguen destacando como una de las bandas más interesantes en el aspecto letrístico-artístico (de hecho tienen proyectado publicar varios libros) gracias a su utilización de la narrativa filosófica y mitológica como herramienta de crítica y cuestionamiento de varios de los paradigmas en los que se basa la sociedad cristiano-occidental.

Vehemently radical left wing

Estas cuatro palabras son una de las primeras cosas que uno se encuentra cuando visita el blog de Light Bearer, espacio en el que dejan claro desde el primer momento que se consideran una banda muy comprometida políticamente y con un ateísmo muy marcado a pesar de tocar las temáticas que tocan en sus obras. Según Alex, cantante, letrista y encargado de la parte artística del grupo, Light Bearer son una banda que trata de deconstruir y atacar la religión, a la que consideran perdición de la humanidad, por ser una ideología basada en el odio, el miedo y la superstición.

Con el fin de aclarar cualquier duda que el visitante pueda tener al encontrarse el blog del grupo, tienen un apartado llamado ‘idelogía’, donde encuadran, para que no haya dudas al respecto, el área temática en el que se van a mover en esta tetralogía. Así, a modo de esbozo, consideran que su proyecto tiene como objetivo criticar la construcción de género de la sociedad occidental y la evolución de la sexualidad, ambas profundamente marcadas por la herencia y dogmas de la iglesia cristiana. De esta manera, tal y como podremos ver en las letras de Silver Tongue (si somos capaces de descifrar los guturales que protagonizan el aspecto vocal), el principal objetivo es erradicar la demonización de la mujer y su sexualidad como forma de derribar el patriarcado en el que vivimos por culpa de la institución del cristianismo desde tiempos del emperador Constantino.

Profunda carga literaria

Para documentarse, o simplemente como fuente de inspiración, Light Bearer han acudido a clásicos imprescindibles como el poema Paradise Lost de John Milton, La Divina Comedia de Dante o el Génesis de la Biblia, o a la más reciente trilogía ‘His Dark Materials‘, escrita por Phillip Pullman. Con todo lo aprendido en estas obras, han sido capaces de desarrollar una narración en la que relatan el proceso de expulsión de Light Bearer (Lucifer, a modo de aclaración) del paraíso por oponerse a plegarse ante una humanidad carente de libre albedrío. Como venganza, roba la antorcha del libre albedrío al dios patriarca y la deja en manos de Eva, antecesora de la humanidad, para que la guarde y con el fin de acabar creando un arma que permita hacer frente a la iglesia que apoya incondicionalmente al dios patriarca.

Todo esto, en el aspecto no musical, viene acompañado de un sugerente apartado visual en la distribución física de las obras, el cual complementa y completa un disco como Silver Tongue, cuyo apartado musical os paso a describir inmediatamente.

Canciones que bien podrían ser discos completos

En el aspecto estríctamente musical, Light Bearer se caracterizan por tomarse las cosas con calma. Con esto no quiero decir que sean un grupo ambient o de folk finlandés con flautas traveseras, sino que sus temas son de lenta digestión, de paladeo áspero y ácido. Light Bearer no tienen prisa ninguna pues como bien os he dicho antes tienen bastantes cosas que contar. Con ese fin, el de que la música sea el vehículo en el que transportar las brillantes letras, los riffs se tornan machacones (casi drone) y se alargan casi hasta el infinito.

Los paisajes que diseñan con sus canciones van desde la más oscura brutalidad, basada en una interpretación vocal que personalmente me ha recordado a las agónicas atmósferas creadas por los belgas AmenRa, hasta parajes en los que la calma y la belleza más absoluta se tornan protagonistas. Un claro ejemplo de todo esto es el tema que abre el disco, ‘Beautiful is this Burden‘, donde una instrumentación neoclásica sirve de introducción para un riff interminable que se va deconstruyendo como si de una canción de Explosions in the Sky se tratase para acabar por todo lo alto tras un increscendo en el que la batería y los punteos de guitarra nos ponen los pelos de punta.

Saltos de un género a otro cuando uno menos se lo espera

Otra de las señas de identidad de esta gente es que, a pesar de cambiar abruptamente de tempo o incluso de género dentro de una misma canción, logran hacerlo manteniendo una coherencia continua a pesar de dichos cambios, lo cual ayuda al oyente a no desconectar a pesar de la apariencia de que en sus canciones no pueda suceder gran cosa. Puede sonar contradictorio con lo anterior, pero Light Bearer son capaces de moverse entre géneros con una facilidad pasmosa mientras logran mantener nuestra atención mediante la hipnosis provocada por los lentos desarrollos en los que basan su propuesta, como si de una banda de Post Rock se tratase.

Un claro ejemplo de esto es otro de los monolíticos temas que componen Silver Tongue, ‘Aggresor & Usurper‘, tema que empieza con una luminosa melodía Post Metal, que ha llegado a recordarme a los difuntos Isis, que va mutando con una naturalidad pasmosa en un tema puramente Sludge para posteriormente retornar al Post Metal del inicio como si de un tema con estructura circular se tratase, eso sí, manteniendo en segunda línea el riff de guitarra que se tornó protagonista en la sección más agresiva. De pronto, todo se calma para que una melodía de piano nos adentre poco a poco, en un natural increscendo, en una escalofriante vorágine Sludge que nos acompaña hasta el final, a modo de catarsis destructiva y la cual pasa por todos los estados de ánimo posibles, cuestión que es santo y seña de estos Light Bearer en su ejercicio de 2013.

Hechos para ser amados u odiados, o ambas cosas

Light Bearer no son una banda normal y no hacen nada por disimularlo. Puede que a los no iniciados su propuesta pueda resultar un tanto árida y puede que la mayoría de aquellos que se acerquen a Silver Tongue huyan despavoridos ante los 18 minutos de caricias y puñetazos con los que abre ‘Beautiful this Burden‘. Sin embargo, aquellos que se esfuercen y vuelvan a caer varias veces en esta tortura sonora que pasa por multitud de estadios diferentes, al final, verán su esfuerzo recompensado con la posibilidad de venerar a una nueva banda, la cual destaca por la emotividad que es capaz de imprimir a un estilo tan aparentemente frío como el Sludge-Doom-Post-loquesea y por la riqueza artística que destila la globalidad de su proyecto.

8.1/10

Es probable que mis palabras se hayan quedado cortas para describir el cúmulo de sensaciones que Light Bearer han sido capaces de crear en mí tras las innumerables escuchas que he dado al álbum en 3 días. Es probable que mi crítica no haga justicia ni se corresponda cualitativamente con un disco tan excitante como Silver Tongue. Es probable la mayoría denostéis esta crítica ante lo dura que se os han hecho las primeras escuchas de este álbum. Sin embargo, lo que no es probable, es que estos Light Bearer sigan pasando desapercibidos mucho más tiempo. Silver Tongue es su envite definitivo, su asalto a la primera división del Metal Experimental. Yo de momento, ya cuento con ellos para mis quinielas de lo mejor de este año que recién comienza. Disfrutadlo o sufridlo, la verdad es que no sé qué desearos.

Escúchalo o descárgalo gratis desde su Bandcamp