Se apagaron las noches sureñas: adiós a Allen Toussaint

Adiós a un hombre que vivía la música con gran pasión.

Allen-Toussaint

Hoy la fiesta no va a ser la misma en New Orleans. La habrá, pero el contexto será de funeral, un funeral a su estilo, claro está. Y esta vez tendrá que alcanzar grandes proporciones, porque se ha ido un símbolo de la ciudad, una parte muy importante de la misma. Anoche mismo nos dejó Allen Toussaint con 77 años a causa de una parada cardíaca que sufrió tras su concierto en el Teatro Lara de Madrid. Seguramente nadie de los que asistió anoche a la actuación se esperaba que fuera la última que diese el seminal artista estadounidense. Probablemente él tampoco creía en un principio que anoche fuera a tocar su última nota de piano.

Hoy abruma el dolor de la pérdida a una de las ciudades con mayor riqueza cultural y musical del planeta. Se ha marchado uno de los mayores exponentes e impulsores de dicha cultura, una persona sin la cual hubiera sido muy difícil que todo ese talento y esa pasión por la música hubiera podido florecer apropiadamente. Por ello la tristeza no sólo debe abordar en la ciudad que tanto le debe, sino en cada amante de la música que se precie. Nos deja un maestro del R&B, del soul, del funk y del blues, pero nos queda su fantástico legado que pervivirá eternamente.

A pesar de la gran importancia que ha tenido la figura de Toussaint, muchas de sus canciones han terminado siendo más conocidas por las interpretaciones que han hecho otros que por las veces que las tocó el propio compositor. Muchas joyas como ‘Working in the Coal Mine’, ‘Fortune Teller’, ‘Get Out of My Life, Woman’, ‘Play Something Sweet (Brickyard Blues)’ o incluso la inigualable ‘Southern Nights’ alcanzaron el reconocimiento de manos de otros, quedando la labor compositora de Allen un poco en la sombra a menos que te dignes a mirar detenidamente los créditos.

Era un hombre que vivía por y para la música. Era su gran pasión y en ella volcaba su sensibilidad, su energía y su maestría

Pero poco importó el reconocimiento para Allen Toussaint, nunca fue lo primordial para él. Era un hombre que vivía por y para la música. Era su gran pasión y en ella volcaba su sensibilidad, su energía y su maestría. En ese aspecto, pocas piezas hay tan paradigmáticas de lo que fue el pianista de Louisiana como ‘Southern Nights’. Quizá no tanto a nivel sonoro, pero sí a nivel emocional y de aglutinación de sus mayores características. Su aterciopelada voz cautivándonos con la misma suavidad que sus delicadas y mágicas manos van tocando el piano. Las exquisitas melodías y el místico groove que despliega son los pilares de todo un jitazo que ayuda a explicar lo que el mundo de la música acaba de perder. También una de esas canciones que cuando uno escucha por primera vez ya sabe que no va a desprenderse de ella nunca.

Pero no todo el universo de Toussaint se acaba o se reduce a ‘Southern Nights’, ni mucho menos. Seguro que los que anden más perdidos con este músico esperan que desde Hipersónica nos saquemos una ristra de discos imprescindibles para que os pongáis al día con los deberes. Sin embargo, no os lo voy a poner difícil y, si os queréis hacer una idea de lo que da de sí un músico tan sublime como este, os diré que The Allen Toussaint Collection (Reprise, 1991) no es mal punto de partida. No soy especialmente amigo de los recopilatorios, pero este incluye gemas imprescindibles que os van a hacer una gran compañía tanto hoy como cualquier otro día de vuestra vida. A saber: ‘What Is Success’, ‘Soul Sister’, ‘Last Train’ y ‘Night People’.

Quizá esta despedida no consiga abarcar todo lo que ha significado el pianista de Gert Town para su lugar de origen o para la música negra, pero es tanto lo que ha dado que cualquier aportación se quedaría corta. Pero aquí dejo un pequeño aunque sincero homenaje que espero sirva de puerta de entrada para muchos neófitos al mundo de Allen Toussaint. Un mundo en el que merece totalmente la pena meterse, indagar y disfrutar. Porque si algo conseguía bastante bien, era hacernos disfrutar enormemente con su música. No se me ocurre mejor manera de honrar su memoria que continuar haciéndolo.

R.I.P.

POST TAGS:
  • Una gran pérdida. Muchos músicos le echarán en falta. Adiós a este pianista que tanto nos ha dado.