El Nuevo Testamento de Kanye West: odio en el autotune, amor para todos

Le odias. Y a él le importa una mierda, pero te lo dice con autotune.

kanye-west-autotune

Le odias. Y a él le importa una mierda, pero te lo dice con autotune. Meeee impooortaaaa uuuunaaa mieeeerdaa. Acto seguido se marca ‘I Love Kanye’: “I miss the old Kanye (…), I hate the new Kanye, the bad mood Kanye…”. Resumido: “And I love you like Kanye loves Kanye” sin respirar, en 44 segundos y con risa final de regalo. ¿Por qué vas a rechazar a alguien que te ama? ¿Por qué? Ven al amor, te lo cantaba Bruno Lomas, mejor que Abba.

Mientras que una sotana blanca se dedica a soltar proclamas adoradas por la izquierda, un señor con un gran peluquín de gato persa quiere que los mexicanos se paguen su propio murete y aquel hombre preocupado por esa niña y sus chuches se dedica a vivir feliz, desde la silla, viendo cómo la vida pasa, por todos menos por él y su Marca, Kanye West publica su séptimo álbum de estudio, The Life of Pablo (GOOD, 2016).

El mesianismo actual no se puede permitir más presupuesto. No hay dinero libre en Panamá, Bertín Osborne pedía demasiado por volver a la escena cantando a las mujeres en la cocina. Es tiempo para Kanye West, nuestro predicador hecho a medida para estos tiempos.

El mesianismo actual no se puede permitir más presupuesto. No hay dinero libre en Panamá. Kanye West es nuestro predicador hecho a medida para estos tiempos

Hace bastante que el personaje superó al MC para nuestra suerte, ahí empezó el auténtico amor. El que se siente desde el corazón, el que afirma que sus dos o tres primeros álbumes están muy bien, que son muy bonitos, de un Hip Hop respetable, propios de un tío que sabe lo que se hace, pero lo bueno viene después, cuando el MC se convierte en bufón. A partir de 808s & Heartbreak (Roc-A-Fella, 2008) empieza el Nueva Testamento de West, el verdadero camino hacia la iluminación que hoy culmina en ‘Father Stretch My Hands Pt.1’; Brown le cantaba al iluminado de su padre, West se autotormenta porque no sabe si follarse a esa modelo blanqueo mediante.

West ha inventado tantas cosas como Apple ha revolucionado el mercado con las ideas de otros aumentando los ceros y una capa de diseño pintona. Su mesianismo cada vez es más grande, su manera de adaptar el Gospel a los nuevos tiempos es a través de autotune (‘Ultralight Beam’) y una visión de un nuevo mundo entre grandilocuencia y los falsetes que tanto han triunfando en el R&B de las últimas décadas (‘Waves’).

Un bufón serio es el mejor bufón, se mete en el papel, se quiere, incluso dice regalar fama (‘Famous’ con Rihanna) a alguien que ya había arrasado diluyendo el Country-Pop como él hizo con el Hip Hop. Santo Tomás Swift mete los dedos en las costillas de este mesías y salen arco iris como ‘Wolves’ o ‘Frank’s Track’; sí, Frank Who presente, ya que San Juan decía: “Porque Dios no envió a su Hijo al mundo para juzgar al mundo, sino para que el mundo se salve por él“. Hay que salvar a Frank Who, está triste y necesita ayuda.

El mesías West también tiene su corazoncito, y sabe cómo soltar sus momentos de “ahora os voy a predicar con un poco de ese rap que os puede gustar, hermanos”

El mesías West también tiene su corazoncito, y sabe cómo soltar sus momentos de “ahora os voy a predicar con un poco de ese rap que os puede gustar, hermanos”. Incluso con vuestro último cachorro adorado, ese tal Kendrick Lamar. De ahí que ‘No More Parties in LA’ sea su hit en este terreno, precedido por ’30 Hours’ con André 3000 haciendo lo propio. En ‘Freestyle 4’ se encarga de recordar a aquel Dizzee Rascal de 2003 y 2004. El Grime 13 años después, sin prisa.

Y en el cierre de bonús, la fe, Chicago, el Deep House que lo cambió todo, de nuevo la maestría de un West con productores que le diseñan su traje de Valentino para bajarse al barro y ensuciarse con sus monadas, pero de alta costura. El sample del ‘Mystery of Love’ de Mr. Fingers se junta con la parte vocal de ‘I Get Lifted (The Underground Network Mix)’ de Barbara Tucker y la palabra se propaga con una letra desastrosa.

Los grandes almacenes del predicador actual llamado Kanye West tienen en oferta su amor. Cada vez más Lil B, tanto que por momentos parece que se lo ha comido cuando no hemos mirado. El ‘The World is Yours’ de Nas ya no llora, lo ha tenido que admitir, es tiempo del languidismo, de los bufones y del Nuevo Testamento de West.

  • carlos

    🙌🙏

  • Stateof

    En los últimos años se ha convertido en un esperpento. El personaje devoró al artista. Pese a ello, sigue haciendo cosas bastante interesantes.

    Le defenderé siempre y cuando él me deje. Y no lo pone fácil.

  • MCR0O0G

    Es muy fácil odiarlo como personaje, pero la verdad es que soy incapaz de reprocharle nada musicalmente a alguien que nos ha dado The College Dropout, Late Registration, Graduation y My Beautiful Dark Twisted Fantasy. Que experimente si quiere, por mí como si se pasa al flamenco. Ya ha cumplido.
    Pd: tanto 808s como Yeezus como The Life of Pablo me parecen discos estupendos, pero parece que es solo desde mi punto de vista.