Sau Poler – Memorabilia

Cuando la etiqueta de house se te queda pequeña

Sau-Poler-Memorabilia

Ver la evolución de un artista contemporáneo es una de las mejores satisfacciones que puedes tener en el panorama musical. Y dentro de la escena electrónica, a veces tan dada a las producciones clónicas para facturar rápido, contemplar trabajos minuciosos y bien trabajados de artistas patrios es una satisfacción doble. Hace dos años de Paradoxes Of Progress (Atomnation, 2014), el anterior EP de Sau Poler en el que se veía de nuevo el buen acabado del mismo y sus condiciones para hacer trabajos cada vez más potentes. Y eso es lo que ha llegado este año con Memorabilia (Atomnation, 2016), una referencia de cinco cortes en las que el productor catalán esta vez teje melodías más ambiciosas, tanto en el tempo como en los matices sonoros que las canciones proyectan.

Los adelantos que íbamos teniendo del EP prometían grandes cosas, y el resultado ha estado a la altura de las expectativas. En Memorabilia, Poler sigue apelando a ese house de tintes baleáricos y evocaciones escapistas que son inherentes a su sonido. Pero ahora ha añadido nuevos matices a las estructuras de sus canciones, creando un discurso sonoro más amplio y con bastantes más aristas. Ahora, con ese nuevo registro, podemos ir de la sugestiva ‘Jaffe House‘ que abre el EP con toda esa elegancia, a ese groove de ‘Signes‘ en el que la línea de bajo Disco te invita a sacar el culo de la silla y desplazarlo con jolgorio a cualquier parte. A pesar del obvio tempo que clama a la noche, al baile o a una terraza veraniega en tu pub favorito, aquí ya se percibe ese detallismo que llega en segundas y terceras capas, con pequeños arreglos que ayudan a construir un esqueleto mucho más rico musicalmente.

Nuevos y excitantes horizontes creativos

No obstante, a pesar de todas esas vibraciones y paisajes mentales que la última referencia del catalán puede generar, esta referencia necesitaba un hit, un tema que se saliera por la tangente de esas atmósferas agradables para sobresalir más. ‘Jnane‘ es la que cumple esa función con un tempo por encima de la media del resto del EP, y en la que el catalán se saca un tema que podría haber firmado fácilmente gente como Four Tet. Desde esa base hipnótica hasta los hermosos arpegios que se pasean de fondo, la canción lo tiene todo para ser uno de los temas del año. De los de alterar la conciencia.

7.6/10

Dice el propio Poler que para Memorabilia ha estado jugando con nuevos cacharros, y ha sido a raíz de esa nueva experimentación con otros sonidos cuando ha llegado esa evolución que ahora tenemos frente a nosotros. Incluso en el tema de cierre, ‘Gone‘, tiene toques progresivos que se construyen en base a líneas analógicas que son más propias en productores como Petar Dundov. Pero ahí está Sau Poler, introduciendo esos ejes en su atmósfera sintética en la que cada vez encontramos nuevos recursos. Y que ni siquiera estaban el año pasado en Bercy. Un EP muy completo y con un hit, en el que se atisba que en futuras referencias podremos ver quizá más giros estilísticos fruto de esa necesidad de seguir dando rienda suelta a una creatividad que va con trayectoria ascendente. Seguir la travesía por territorios inexplorados es la clave.

Me gusta el chunda-chunda.