Andrew Bird – Are You Serious

Un trabajo de una asombrosa complejidad instrumental, pero simple y directo en sus letras

201602_cover

Andrew Bird lleva siendo ya muchos años sinónimo de folk y pop barroco. Y su último álbum, Are You Serious es la perfecta combinación de ambos estilos. Un trabajo de una asombrosa complejidad instrumental, pero simple y directo en sus letras. Suena vivo y agradable, escondiendo sus debilidades y mostrando sus fortalezas mejor que nunca, como el que se conoce muy bien pero no está dispuesto a dejar de probar(se) con cosas nuevas. Como multi-instrumentalista de formación clásica, ha aprendido a prestar tanta atención a su violín como a su guitarra, que se complementan a la perfección como en ‘Truth Lies Now’, ha reforzado su capacidad como letrista, voluble pero siempre reflexivo y, acompañado de su característico silbido, claro y alegre, con el que querrías despertar cada mañana (probad con ‘Roma Fade’, ya veréis) acerca su virtuosismo a melodías pop suaves y cálidas para el que escucha.

Nosotros y la estética del romanticismo

Are You Serious (Loma Vista, 2016) es su primer largo desde el 2012. Después de la publicación de Brake It Yourself, se ocupó de proyectos más experimentales y personales como fue Echolocations: Canyon, un álbum puramente instrumental, en el que se centró en buscar nuevos sonidos junto a su violín. Ahora vuelve con un disco que rebosa inspiración y romanticismo y cuyas canciones buscan poner sonido a ese vínculo que el matrimonio y la paternidad han supuesto en su (nueva) vida. Sencillo al comienzo, va reforzándose con numerosos arreglos y coros, siempre con la la guitarra y el violín marcando el camino y repartiéndose el peso melódico a lo largo de todo el álbum.

Todos los elementos que definen a Andrew Bird están aquí perfectamente encajados: hay espacio para una sección de cuerdas que se vuelve protagonista en numerosas ocasiones, como en el tema que da nombre al álbum ‘Are You Serious’ o en ‘Saints Preservus’, una voz que se lamenta, una guitarra (a cargo del brillante Blake Mills) que suena vigorosa, unas letras que enfrentan constantemente el encanto y la vulnerabilidad del amor: “Ever since I gave up hope, I’ve been feeling so much better”, canta en una esperanzadora ‘The New Saint Jude’. ‘Capsized’ inicia el álbum y recoge toda la energía que a lo largo de los 42 minutos de música se va difuminando y transformando en tranquilidad y ‘Roma Fade’ le sigue y guarda una de las melodías más cuidadas y bonitas del disco.

Hay espacio para reflexionar sobre el amor y la química, arropado en silbidos y cuerdas, pero también para sonar atronador y contundente, con las guitarras entonces como protagonistas

El álbum ha nacido después de un importantísimo momento personal para Bird, y muchas de las composiciones crecieron a la vez que él aprendía a compartir su vida y sus sentimientos con las dos personas que han empezado a ocupar su mente y su corazón de forma completa. Aun así, Are You Serious sigue recogiendo lo que su mente agitada necesita crear. Hay así espacio para luz y oscuridad, para reflexionar sobre el amor y la química, como en una ligera ‘Chemical Switches’ arropada en silbidos y cuerdas, pero también para sonar atronador y contundente. Como suena ‘Puma’, más cercano al rock que nunca, o esa brillante ‘Left Handed Kisses’, uno de los temas más destacados del disco en el que Fiona Apple aparece para ser la perfecta musa sentimental al lado de un Andrew Bird cansado e irritante. Ella, entona con la más envidiable serenidad eso de “if you really loved me, you’d risk more than a few 50 cent words in your backhanded love song”. Él, pasional y buscando consuelo, solo quiere una simple canción de amor “with a common refrain like this one here, baby”.

8.4/10

Un músico insaciable, un letrista complejo, un compositor de melodías listas para revolverte, que tras todos estos años, ha mantenido todas estas cualidades llenas de vida. La precisión que le da su formación clásica lo lleva a buscar la perfección en cada nota y, sin embargo, sus composiciones suenan cálidas, dulces, accesibles. Será que al final todos nos saciamos y nos fortalecemos con lo mismo: I think I found someone, entona Andrew junto con los últimos acordes de ‘Bellevue’. Así acaba Are You Serious.