Melvins – Basses Loaded

Diversión y un montón de bajistas. Puro Melvins.

Basses-Loaded

El disco de los bajos de Melvins -sonaba mejor en mi cabeza, lo juro- es algo que se vende solo. De alguna manera se las tienen que ingeniar estos mitos de Washington para seguir animando al personal tras tantos discos a su espalda. Y si tienen que poner hasta a seis bajistas distintos para que la gente escuche tu enésimo disco, los pones y a tocar como si no hubiera mañana. Porque lo de los bajistas es, en realidad, lo poco que se sale de la tónica habitual del grupo.

7/10

Como ya nos mostraron en aquel disco rescatado de los noventa sacado hace unos meses, Basses Loaded (Ipecac, 2016) no viene a reinventar la rueda a estas alturas. Sludge, doom, grunge esquizoide, noise alocado y algún regustillo pop que se cuela en las canciones, sobre todo en las primeras, que vuelven a articular un disco desquiciadamente divertido. Uno ya no puede resistirse cuando les sale la vena loca con ‘Shaving Cream’, cuando arrasan con riffs del calibre de ‘War Pussy’ o con pildorazos como ‘Choco Plumbing’. Nada especial o distinto de lo ya ofrecido anteriormente, como ya he dicho, pero siguen funcionando y yo me lo sigo pasando bien escuchándolos. Poco más se le puede pedir a Melvins ya.