Justice – Woman

Una decimita más por sacar a Susan Sarandon en el vídeo de 'Fire'

justice-woman

Lo petaron mundialmente con su debut, muy bien construido en base a tres o cuatro jits y un marco general que era herencia directa de lo que se ha conocido como el french touch. Eso, unas gotas de electro y et voilà. Desde entonces, la trayectoria de Justice ha sido bastante más dispar, con algunos epés francamente buenos como Planisphere EP (2008) y luego con trabajos muy modestos como Audio, Video, Disco (Ed Banger, 2011). Tras el claro bajón con respecto a su debut, para Woman (Ed Banger, 2016), los galos han preferido rescatar parte de la esencia de ese disco y del movimiento del que son hijos. Con ciertas dosis de electro mezclado con una coraza musical que está entre el house y el disco, Justice consiguen reflotar moderadamente el vuelo, con un disco resultón en el que en temas como ‘Safe and Sound‘ recuerdan a esas fórmulas daftpunkianas del Discovery tanto por ese bajo funk como por los aderezos de fondo.

7/10

Desde luego se trata de un trabajo que no reventará tanto como su primer disco, pero el intercalar esos temas más soft, tan dados al baile y al buenrrollerismo con piezas más electro y contundentes como ‘Alakazam !‘ —de lo mejor de este regreso—, es una buena fórmula para salvar los muebles. Las reminiscencias disco setenteras de ‘Fire‘ de nuevo combinadas con el músculo de ‘Randy‘ abren una nueva vía para la supervivencia del proyecto francés. Si no eres capaz de facturar varios temas radiables que lo peten en cada disco como hacían Daft Punk, este término medio no es una mala solución. Por supuesto, Justice estaban más inspirados en sus primeros lanzamientos —tanto de EPs como de LP— que aquí, por lo que la sombra que proyecta esa época sigue siendo demasiado alargada. 2007 queda lejos, muy lejos, pero al menos este tercer largo nos da una versión más presentable que su anterior álbum. Una vuelta mejor de lo esperado.

POST TAGS:

Me gusta el chunda-chunda.