Sigue a

Roots Manuva - Banana Skank EP

Sin la alegría de Jamaica, sin nada de Ragga, sin ninguna concesión como sí daba en anteriores referencias. Roots Manuva vuelve en corto con una contundencia en el sonido en la que no hay momento para respirar. Banana Skank es su nuevo EP con el que sigue en la vía dura de los artistas que buscan quemar el asfalto con su discurso, esta vez sonoro y hablado. Más cercano a la escena británica reciente.

Banana Skank, quemando contenedores

Roots Manuva se despidió de su último largo hasta la fecha, 4everevolution (2011, Big Dada) con un tema, ‘Banana Skank‘. Allí se ayudaba de un apoyo vocal femenino en forma de coro que oxigenaba el resultado sin necesidad de sacar la recortada encima de la mesa. Te daba en la cara pero luego te pasaba el cepillo de los peluqueros para que no se te metiese el pelo en los ojos. Qué considerado.

Ahora bien, dos años más tarde, con una lista de putadas que podría dar para toda una discografía de Lil B (incluso esta podría ser sumada a dicha negatividad), con una sociedad cada vez más ojete caló y un gobierno nacional con una tijera de carnicero de dos metros llega Roots Manuva y se carga los coros femeninos, se carga cualquier atisbo de esto va a sonar adult alternative music en los chicos malos de Gossip Girl con sus pantacas de Dsquared2.

Que no nos quiten el macarrismo de salón

Banana Skank nos lleva a ese macarrismo del Grime tan necesario, en especial en su parte dos que se cuela en la segunda canción del EP. Ya que al final por más que gritemos en nuestros Twitter, redes sociales varias, cañas con los amigos y acampadas al aíre libre descubriendo la ciudad el ojete caló está ahí por algo. Al menos que no nos quiten ese macarrismo con el que liberar tensiones.

De entrada Roots Manuva se pone demasiado serio en ‘Natural‘ y se marca un alegato Dub para el cual cuenta con la ayuda de Kope, perteneciente a Banana Klan, colectivo que gira en torno al propio Rodney Smith y que tiene su propio sello con el mismo nombre colaborando con el A&R Gordon G.

Este ejercicio cercano al spoken word tiene una versión más interesante en la canción que cierra el EP, ‘Party Time‘, mi favorita de las cuatro presentadas. De nuevo Kope como compañero de rimas pero con una base de Breakbeat con cierto groove que la rebaja en dureza y la vuelve hasta bailable.

Hipersónica vota un 7Puntos compartidos con Dizzee Rascal cuando decidió abrirse a un mayor público y probar otros sonidos. El tema que da nombre al EP y el correspondiente remix WAFA que se va de cabeza a la lista de levantamañanas con gusto dubero sin perder el toque del UK Garage y una buena caja de ritmos. El productor asentado en Londres se encarga de la producción del EP y vaya si se nota. Si buscáis en el Soundcloud de WAFA tendréis zapatilla con remixes de Basement Jaxx y Crookers incluidos. Para Roots Manuva le deja una versión más cercana al Crunk.

Escúchalo en | Spotify

Deja un comentario

Ordenar por:

0 comentario