Síguenos

Emeralds

El trío estadounidense Emeralds se separa, una noticia que nos ha pillado a contrapie. Ha sido un conjunto electrónico que no ha hecho mucho ruido pero que sí ha dejado apuntadas buenas maneras, con una trayectoria prometedora que ahora se ha visto truncada. Los hechos se han acelerado a raíz de la deserción de Mark McGuire.

Es una noticia triste porque se acaba una prometedora carrera que arrancó en 2006. A pesar de ser un proyecto relativamente joven, tenían una ingente cantidad de material publicado entre epés, cassettes y elepés. Ahora dejan un legado a medias.

Ciertamente no han hecho mucho ruido mediáticamente hablando, pero sí que nos han regalado buenos discos y canciones que son auténticas perlas. Muestra de ello es que contaban con el beneplácito de Caribou, Afghan Whigs, Goodspeed You! Black Emperor o Throbbling Gristle, ya que todos se los llevaron de gira.

El trío mostraba una buena técnica de ingeniería sonora en la que aplicaba patrones progresivos y kraut a la música electrónica. Hace apenas unos meses sacaban al mercado su quinto disco, Just To Feel Anything, un disco que no funcionó como debía. Aun así, nadie se esperaba que renunciaran a seguir modelando su sonido. Además los conciertos previstos se han cancelado.

Nos remontamos unas semanas atrás, cuando Mark McGuire anunció que abandonaba el grupo. Tanto Steve Hauschildt como John Elliott decidieron seguir adelante con el proyecto. Pero hace un par de días Hauschildt dijo por su twitter que Emeralds había dado a su fin, que él también dejaba el grupo, alegando motivos personales.


Ahora tendrán más tiempo para dedicarse a sus proyectos personales, como señalaba hace un par de días Hauschildt en esos tuits de despedida. También hacía referencia a esa falta de reconocimento a Emeralds y que, como señaló, probablemente algún día se aprecie más.

Ha sido una decisión difícil, he hecho muchos amigos por todo el mundo y me llevo muchos recuerdos (…) Quizá con el tiempo nuestra influencia sea mejor entendida, pero por ahora simplemente “escucha un sonido hasta que ya no lo reconozcas

Una auténtica pena. Como suele ocurrir en estos casos, sólo nos queda refugiarnos en sus canciones, que siempre estarán presentes. Me despido de ellos con mi tema preferido. Una joya.

Más en Hipersónica | Emeralds – Just To Feel Anything: la electrónica progresiva precisa más ingenio

Deja un comentario

Ordenar por:

0 comentario