Síguenos

Aviador_Dro_promo


No está de más echar la vista atrás, con la perspectiva que dan los años que han pasado y los que uno tiene, para realizar una lista con los cinco mejores discos de un estilo, toda una osadía porque pueden llover gorrazos de todos los rincones. No, en este top cinco del tecno pop español no están ni Fangoria, ni Muzak, ni Vocoder, ni Heroica, ni Los Iniciados, ni OBK, ni Superávit, el recopilatorio de Metal & Ca, pero podían haber estado. Aquí lo tenéis.

FamilyUn soplo en el corazón (Elefant Records,1993)

Family

La acogida que tuvo este disco, considerado el mejor de la década de los noventa por Rock de Lux, fue a posteriori, pasando ciertamente desapercibido en el momento de su edición. Este dúo donostiarra lo formaban el diseñador Javier Aramburu e Iñaki Gametxogoikoetxea y solamente nos dejaron este álbum, hoy cotizadísima pieza de colección en su limitada edición en vinilo. Un soplo en el corazón contenía catorce canciones perfectas, que algunos no incluirían dentro del tecno pop, por las que no parece que hayan pasado los años.

Aviador DroAlas sobre el mundo (Dro, 1982)

Aviador Dro

Aviador Dro son los auténticos pioneros del tecno pop español, synth pop que llaman los yankies. Con una estética totalmente futurista, un fuerte componente punk en su ideología y unos temas en los que hacían crítica del sistema y loa de las máquinas y la ciencia, Alas sobre el mundo fue un grandísimo disco de debut (ahí está ese himno que es Selector de frecuencias) cuyo listón no superarían en sus siguientes entregas. Recomendamos la reedición en CD no autorizada por la banda de este elepé, que viene con ¡once! temas extras.

TelefilmeFade In, Fade Out (Elefant Records,1995)

Telefilme

Telefilme lo formaban un barcelonés y un gijonés, David Rodríguez (ex Bach is Dead y Beef) y Tito Pintado (ex Penelope Trip), que se conocieron en la gira Noise Pop 92. Debutaron en 1995 con Fade In Fade Out, un disco de tecno pop amable, en el que Rodríguez ponía la música y Pintado las letras en inglés, que tenía un cierto aroma perverso. De sus tres álbumes, que nunca presentaron en directo, éste es con diferencia el mejor.

Azul y NegroLa edad de los colores (Mercury, 1981)

Azul y Negro

¿Quién se acuerda ahora de este grupo formado por Carlos García-Vaso y Joaquín Montoya. Este fue su disco de debut, publicado en noviembre de 1981, y que sería reeditado al año siguiente gracias al éxito que consiguió el dúo con Me estoy volviendo loco, un tema que no iba en el vinilo y que fue utilizado como sintonía de la Vuelta a España de aquel año del Mundial de Naranjito. La edad de los colores contenía grandes temas de tecno pop como Catedral de sal, No controlo nada, No queda paz o La torre de Madrid.

MecanoMecano (CBS, 1982)

Mecano

Precedido por dos singles, Hoy no me puedo levantar y Perdido en mi habitación, Mecano editó también en 1982 su disco de debut de título homónimo, cuyo contenido estaba bajo los presupuestos del tecno pop británico pero con unas letras que eran ciertamente ingénuas, moñas o ñoñas. Próximos, estética y estilisticamente, a Visage, Soft Cell o, incluso, Depeche Mode, los hemanos Nacho y José María Cano y Ana Torroja, a pesar del éxito obtenido con este álbum, en las siguientes entregas fueron apartándose progresivamente de su sonido original.

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

8 comentarios